Magnifique ouverture du parc à côté de Matasnillo

mirador582

A veces La Prensa le hace a uno todo el trabajo. Titular: ‘Creerán que están en París’. Y dice:

Con la ausencia del presidente de la República, Ricardo Martinelli, pero con un funcionario del Servicio de Protección Institucional (SPI) fotografiando a periodistas y un intenso olor a heces fecales mezclado con brisa marina, ayer el Gobierno Nacional inauguró el parque Mirador Paitilla.

Valorado en un millón 699 [mil 251] dólares y construido en un terreno de 11 mil 378 metros cuadrados [i.e. casi casi los $150 por metro cuadrado que uno cotiza a lo bestia por área abierta runchita] por la empresa Mejores Acabados, S.A., el parque se encuentra a un costado de la desembocadura del río Matasnillo [i.e. nuestro fleuve La Seine].

“Con las luces prendidas, creerán que están en París”, contaba una emocionada gobernadora de Panamá, Mayín Correa, a los periodistas antes de la inauguración de la obra.

El súmmum de la sofisticación, señores. Claro que cuando uno ve el metálico cilindro festivamente rodeado de banderolitas plásticas de esas que ya ni las gasolineras se atreven a poner se pregunta uno de qué París están hablando.

mirador290

Para lucir nuestra ecuanimidad (y para buscar mejores fotos) démonos una vuelta por la nota de la secretaría de comunicación del estado:

En una superficie de 11 3378.96 mts 2, se erige esta obra en el sector de Punta Paitilla, con un diseño conceptual que presenta una plaza temática, juego de luces, fuentes, miradores, columna central, anfiteatro, entre otros atractivos que se constituirán en un sitio de esparcimiento, meditación y recreación.

La Primera Dama al inaugurar la obra dijo que el Presidente de la República y su persona,  están orgullosos de este espacio público, y desde que los terrenos volvieron al Estado, agregó, se dispuso que el Programa de Ayuda Nacional (PAN) se encargara de confeccionar los planos, de licitar y de pagar al contratista.

Claro que viendo los resultados, casi desearíamos que se lo hubieran encargado a los amigos de Odebrecht y su equipo de paisajistas.

El Parque Mirador Paitilla cuenta con espacios para exhibiciones temporales al aire libre que permiten mostrar la diversidad étnica americana en sus distintas manifestaciones; cuenta con un juego de luces que resalta las cuatro capas que abrigan la columna central, y  simbolizan el desarrollo e importancia para el mundo. La columna se sitúa en la parte central de la plaza representando al istmo de Panamá de manera estilizada, moderna y vanguardista.

Dos miradores, donde han sido colocados algunos binoculares con alcance al sector del Causeway, en Amador, se ubican en el área del parque para permitir a sus usuarios apreciar los humedales naturales que se concentran en el lugar. Cuenta con fuentes y nueve chorros que representan las nueve provincias; y una vez se termine con el saneamiento de la bahía, facilitará la práctica de actividades marinas interactivas.

En el parque están colocadas unas placas de  mármol donde se plasman pensamientos de reconocidas personalidades y poetas del país, entre los que destacan: del Presidente de la República, la Primera Dama; la Gobernadora de la Provincia de Panamá; el empresario Arturo Melo Sarasqueta y  los poetas: Ernesto Endara, Álvaro Menéndez Franco, César Young Núñez, José Franco, del  arquitecto Luis Aguirre, y  la Profesora Noris Correa de Sanjur.

Hablando de las Correa, volvamos al Diario del NO:

Durante los últimos dos años, el terreno donde se halla el parque estuvo rodeado de polémica. En 2011 el lote había sido cedido gratuitamente por la exdirectora de Titulación de la Autoridad Nacional de Tierras Anabelle Villamonte al florista César Segura.

En una investigación de La Prensa se reveló que los verdaderos beneficiarios del regalo eran el empresario inmobiliario Gabriel Gaby Btesh, en sociedad con Felipe Virzi.

Esto debido a que los abogados Ailedsabel González y Francisco Pérez Ferreira, vinculados a Btesh, inscribieron en el Registro Público el terreno a nombre de la sociedad Segura Ventures, S.A., cediendo el florista sus derechos posesorios.

Precisamente por este incidente, ayer la gobernadora Correa pidió el premio Nobel para Segura.

“El señor vendía flores ahí en la acera. Yo lo conocí y le di permiso para que vendiera. Después él dijo que las flores las sembraba en este pedregal. Hay que darle el premio Nobel, porque las flores no crecen en piedras”, añadió sonriente.

En fin, ¿por dónde empezar? ¿Tal vez por aquello de que ni siquiera los cariñosos lentes del fotógrafo oficial logren tomar una foto bonita del asunto? ¿O por los espejos de agua que ya se ven llenos de moho? ¿Quién se apunta para un paseo/parqueo este fin?

mirador204

Pero la fiesta del alucobond apenas empieza. Miren lo que nos va a regalar el Municipio de Panamá para el parque Porras y Francisco Arias Paredes: El cuara cuara skate park.

BWP7hcbCUAAupHx.png-large

Anuncios

Los Planos del Parque de Paitilla de PAN

La otra vez estábamos mirando los planos de construcción del Parque de Paitilla del PAN, y esas cosas merecen compartirse. Sorprendentemente, los mismos no fueron preparados por Tamburelli, sino por el Arquitecto Luis A. Aguirre, arquitecto en Módulo Aguirre Arquitectos, Canto del Llano, Santiago, Veraguas. ¿Estarán contratando? Las hojas están fechadas junio 2012, así que son posteriores a la comentadísima maqueta aquella. Y ese mes de trabajo se nota. Ahora no sé qué me gusta más, si el AutoCAD o el papel de construcción.

¡Esa planta, esa planta! Veo la bandera nacional, la patria tan pequeña tendida sobre un istmo, y doce palmas de coco, una por cada provincia y cada comarca. La ceja de arriba es un bosque de bambú.

Hay un gymnasio piramidal (¡iluminati!)

Pero la pièce de résistance es definitivamente lo que viene siendo el obelisco del centro de la fuente central, con su techo de triángulos asimétricos (antisimétricos)…

…y revestimiento —¿de qué más?— de Alucobond. Lamentablemente no se indica qué colores se usarán. ¡Ojalá sean los de nuestra Bandera Tricolor!

Aquí se construye el parque de la cinta costera

Parece que las coloridas propuestas de nombre que se barajaban en La Estrella y en el tuírers no han calado, y el parque de la cinta costera se va a llamar así mismo. Less is more, señores. Ayer se puso la primera piedra de lo que serán los 300 días calendario del proceso de construcción del parque. Hubo mucha celebridad y ceremonia, pero como el paisajismo entra por los ojos, lo único que nos emociona es la valla nueva, que muy colorida sustituye la estética ahora-le-toca-al-pueblo de la primera que pusieron. Note en el sitial de honor la famosa maqueta, ahora fotografiada con un bello juego de hue-saturation que convence a cualquiera. Y naturalmente la maqueta misma asistió al evento, esta vez luciendo mejor sus quiosquitos de techo verde y arbolitos de musgo chiricano, y con un banner pegado con tachuelas de colores.

Todo esto fide presidencia.gob.pa, donde hay más fotos del evento y datos estadísticos:

La construcción de este parque estará a cargo de la empresa Mejores Acabados, S.A. A un costo de B/ 1,699,251.38 con un plazo de ejecución de 300 días.

El terreno donde se construirá este parque, que posee una extensión de 1 hectárea de 1,378 metros cuadrados y 96 dm2, está ubicado al final de lo que se denominaba la avenida Balboa, a un costado del hotel Plaza Paitilla Inn.

El diseño conceptual del área es una plaza temática con reloj solar, juego de luces, fuentes, mirador y obelisco.

Pero lo mejor es el discurso del Señor Presidente:

Sinceramente, no me queda nada más que decirle a Mayín que los sueños se hacen realidad. Se hacen realidad, y este parque, que va a tener un mirador, va a tener, una gran cantidad, de, de nuevas, de-de, de nuevas adiciones a la cinta costera, y que está al inicio, o al final de la misma, como bien podríamos decir, va a ser un ícono de esta ciudad. Y sinceramente, obras como estas, parques, el agradecimiento [sic] de, de los parques nacionales, de otros parques en la ciudad de Panamá, y tengo que felicitar a la primera dama por lo bonito que tiene el Parque Omar. El Parque Omar [aplausos], visitado por miles de personas todos los días, que van a hacer ejercicios, o niños que van a jugar, igual suceda aquí con/en la cinta costera. Deberamos ir pensando, mi querida gobernadora, en hacer más parques, en la ciudad capital. Más parques, porque sinceramente una ciudad con el verdor que tiene Panamá, con la belleza de sus edificios y la belleza de su gente, necesitamos más obras verdes. […]

Muy bien y todo, pero naturalmente lo que estamos todos esperando es la parte del discurso donde el señor presidente nos leakea uno o dos inminentes megaproyectos. Y aunque esta vez no nos regale una mega-esfigie, igual hay un par de bellos íconos nuevos para Panamá:

Sinceramente yo creo que esta obra hay que complementarla, y el ministro de obras públicas va a estar licitando en los próximos meses una serie de concesiones para restaurantes, pe-eh-reastorantes, al aire libre, para otras instalaciones, heladerías o cualquieras otras instalaciones que pueda servir, para darle más servicio a esta bella ciudad y a todos los turistas que nos visitan, y prontamente cuando se termine la cinta costera tres, en el área donde está el, el, el re, el, el male, e, donde empieza la cinta costera tres, donde, donde está la, la isleta que protege la, la el la, el puerto, el puerto que-que está, no sé cómo se llama el puerto allá, el rompeolas que está contiguo al puerto, hay un área de ocho hectáreas que va a tener, restaurantes y otras actividades, y quizá me quiera adelantarme un poquito, la Señora Alcaldesa nos ha presentado un proyecto para hacer un acuario, hay unos señores coreanos que están interesados en hacer un acuario, y quién sabe, en esa área podría caber el acuario, que vendría a complementar la serie de, de actividades turísticas que requiere y demanda la cinta costera y que son de gran beneficio para todos, todos los habitantes de esta ciudad. Señora alcaldesa, no descanse en su objetivo. Yo creo que la ciudad de Panamá merece un acuario. Un acuario que puede ser de mucha, mucha, mucha muy instructivo para todos nuestros estudiantes y otro ícono turístico de la ciudad capital.

Ya saben, señores, olvidémonos de las reformas electorales y dediquémonos a hacer chistes del megaacuario. Yo tengo uno: Roxana Méndez y Jacques Cousteau entran a un bar…

¿El parque Guillermo Endara?

¿Así, en la portada de La Estrella, nos enteramos que el parque de Paitilla ya tiene nombre? No hay derecho. ¿Y cómo así que parque Guillermo Endara? Qué simplones, en vez de ponerle parque de las flores de la villa y el monte, o mirador de las asociaciones público-privadas, o plaza de los sueños btesh virzi. Claro que Google no encuentra mucha mención del nombre —excepto un par de toots del año pasado— así que puede que todavía haya esperanzas.

Digo, si le van a poner Endara, al menos que sea como dice Tronky: “Parque Democracia, Guillermo Endara Galimani.” Eso sí que rolls off the tongue facilito. Habla pueblo, envía tus sugerencias de nombre a nuestros amigos del Programa de Ayuda Nacional, institución que aparentemente también se dedica a hacer parques.

Inspirados por la noticia, nos dimos la vuelta por el sitio web del PAN, a ver si tenían las fotos del bautizo. Y ellos, tan obedientes a la Ley de Transparencia como los otros websites puntogob-puntopá, no han publicado un pito. Digo, excepto un bonito anuncio del inicio de los trabajos en el Parque Cinta Costera de hace dos meses:

Con la remoción de maleza del terreno en Punta Paitilla se iniciaron los trabajos de construcción del Parque de la Cinta Costera. El director ejecutivo del PAN, Giacomo Tamburrelli, explicó que se trata de una obra muy especial, de la que todos los panameños nos sentiremos orgullosos. Informó que la obra estará terminada en agosto del año 2013, para celebrar el quinto centenario del descubrimiento del mar del sur. En el terreno de 11,495 metros cuadrados, que era un relleno hecho en 1997 por la ex alcaldesa Mayín Correa, se construirá el parque que contará con anfiteatro, área de juego para niños, gimnasio techado, dos ares sociales, tres miradores, rompeolas, un puente peatonal que lo comunicara con la cinta costera. Además contara [sic] con un obelisco en homenaje al istmo de Panamá y a los quinientos años del descubrimiento del Mar del Sur; que a su vez, será un reloj solar.

¿Así o más aterrador? Ya saben, vayan marcando sus calendarios para el otro año, que se viene encima una apretada agenda de inauguración de monumentos marinos. Oye, Comisión del Quinto Centenario: ¿Me invitan, plis?

¿Que quieren ver más sobre el parque de Paitilla, dicen?

La semana pasada La Prensa nos desayunó un adelanto del diseño del nuevo parque en Paitilla, aquel impulsado por nuestra Gobernadora para utilizar aquel relleno en lo que dice la zonificación y no, digamos, en torres de apartamentos. En nuestro apuro por publicar antes de abandonar el país no alcanzamos a hacer el due diligence, así que ayer nos amanojamos con panamacompra a ver si jayábamos argo. Exhaustos y fracasados tras un par de horas maldiciendo ese infecto buscador, recurrimos al google y, ¡Lo!, aterrizamos en un trío de noticias en la página del Programa de Ayuda Nacional PAN.

La tercera: Parque de la Cinta Costera será realidad (sobretitulada —y no es broma— “El parque será de primer mundo”)

Luego de múltiples reuniones en la Gobernación del distrito de Panamá con la participación de miembros de la Cámara Panameña de la Construcción, Sociedad Panameña de Ingenieros y Arquitectos (SPIA) y representantes del sector de Punta Paitilla, la construcción del “Parque de la Cinta Costera” será una realidad. El parque contará con anfiteatro, área de juego para niños, gimnasio, dos ares [sic] sociales, dos miradores con tres binoculares cada uno, rompeolas, obelisco en homenaje al istmo de Panamá y a los quinientos años del descubrimiento del Mar del Sur; que a su vez, será un reloj de sol. También contará con tres fuentes de agua en homenaje a América del Norte, América del Sur y las provincias de Panamá; un paso peatonal que comunica el parque con la Cinta Costero [sic] 1, un sendero de bambú, oficina administrativa y áreas verdes para la recreación de los niños.

La segunda, Hoy se conocerá empresa que construirá parque de la Cinta Costera (sobretitulada —y no es broma— “Será un parque de primer mundo”), presenta los proponentes y los criterios con los que se iban a evaluar las propuestas. Aburridísimo, pero lo que nos atañe a nosotros —buitres visuales— son las fotos de la maqueta de la propuesta que ilustran la nota, fotos mismas que ya ilustraban una que data del 17 de abril: la primera, PAN construirá nuevo parque en Paitilla (sobretitulada —y no es broma— “El parque será continuación de la Cinta Costera”).

El Programa de Ayuda Nacional (PAN) se prepara para entregar el diseño para la construcción de un nuevo paque en Paitilla

Luego de varias consultas y recomendaciones de expertos de la construcción, se encuentra lista la maqueta del parque familiar, que se será construido en Punta Paitilla, ciudad de Panamá

El espacio contará con anfiteatro, fuentes, áreas de juegos, puente peatonal, continuación de la cinta costera, monumentos, mirador y mucha área verde para recreación [sic].

Sí señores, no podemos culpar a los infografistas de La Prensa por el horror que ilustraba su nota de la semana pasada; los pobres solo estaban transcribiendo las fotos de este ejercicio de maquetismo indigno de una feria de ciencias de premedia.

Ni hablar del diseño. Nótese la fina paleta de materiales: fieltro, corteza de pino, palillos de dientes y alfileres T, arena de construcción y cera de vela (¿o pasta de dientes?). Un premio especial para el que reconozca el receptáculo de plástico que pusieron a coronar los evidentemente involuntariamente Tlatinescos prismas poligonales del obelisco. Yo creo que es un frasquito de muestra de perfume, pero puedo estar equivocado.

Pero ¿a quién culpamos entonces? Decía La Prensa:

El modelo ganador fue elaborado por el arquitecto del Programa de Ayuda Nacional (PAN) Luis Aguirre, y la construcción tendrá una duración de casi un año.

Sí, el PAN tiene un arquitecto (aunque evidentemente no tiene un maquetista) y él es el encargado de diseñarnos nuestras áreas públicas. Ya sabemos que clamar por un sistema de concursos abiertos para este tipo de trabajos de diseño es un sueño de opio, pero lo más trágico es que casi hasta hubiéramos preferido que le dieran el chivo a Mallol o a nuestros insignes arquitectos encargados del paisajismo del resto de las Cintas Costeras.

¿Que me quejo de todo y que por qué no presento alternativas positivas y constructivas? Bueno, hace dos meses puse a mis estudiantes a analizar y hacer propuestas de parque vecinal precisamente en ese mismo terreno, y estoy orgulloso de informarles que hasta los proyectos de D estaban mejor que este bodrio. Tocará recomendarles a todos que apliquen a arquitectos del PAN.

Un overview final sin ningún tipo de contexto construido: precisamente la forma equivocada de presentar (y diseñar) un espacio público urbano. Nótese el estilo contextual de los quioscos, que referencian los de la cinta costera. Señores del jurado, I rest my case.

Parque para Paitilla

Primicia de La Prensa: Parque en Paitilla:

La empresa Mejores Acabados, S.A. se adjudicó la construcción del parque sobre el polémico terreno de Paitilla, que la Autoridad Nacional de Administración de Tierras (Anati) le había traspasado de forma gratuita a la sociedad Segura Ventures, Inc. […]

La gobernadora de Panamá, Mayín Correa, una de las promotoras de la obra, dijo que se hizo la consulta pública con la Cámara Panameña de la Construcción, la Sociedad Panameña de Ingenieros y Arquitectos (SPIA), y residentes de Paitilla para escoger el diseño.

El modelo ganador fue elaborado por el arquitecto del Programa de Ayuda Nacional (PAN) Luis Aguirre, y la construcción tendrá una duración de casi un año.

A pesar de las declaraciones de Correa, Horacio Robles, presidente de la SPIA, aseguró que no fueron consultados […]

“Oficialmente no tenemos conocimiento del proyecto del parque”, aclaró.

¿Pero qué lleva el parque?

En cuanto a su composición, desde la Gobernación destacan que será una estructura que promoverá la cultura, con la exposición de artistas locales. Además, albergará un área exclusiva para temas educativos sobre la unidad familiar.

De acuerdo con el diseño, la obra está creada bajo el concepto de una plaza temática, y tendrá como atractivos un reloj solar, juego de luces, fuentes y hasta se construirá un obelisco.

Además, en este espacio público se desarrollará un área de bambú y se interconectará con el área de ciclismo y caminata de la cinta costera.

Belleza, ¿no?