Liviandades de domingo: segundas impresiones nunca fueron buenas

Vox populi, vox dei. Debido a la implacable demanda de ejemplares del libelo La Arquitectura Feoclásica Panameña —que han estado agotados por un buen par de meses— acabamos de sacar del horno una segunda impresión, aprovechando para enmendar un par de gazapillos que se fueron en la primera tirada. Como la vez pasada, se venden a diez palitos y están disponibles exclusivamente en Diablo Rosso y en mi Secretaría de Comunicaciones. Esta vez los ejemplares no están numerados, pero si me tratan bien capaz y se los autografío. Por si no están convencidos —y mejor apúrense, que estas cosas se agotan— pueden bajar el asunto en PDF aquí. Miren qué buena gente soy: Try before you buy y todo.

En noticias similares —y a riesgo de salarme— parece posible que esté dictando una conferencia magistral y gran charla sobre el tema en la Universidad Latina en David, Chiriquí, a finales de octubre. ¿Habrá algún nativo que me quiera recomendar algunas magnas obras feoclásicas chiricanas para incluir en el Atlas de la Arquitectura Feoclásica Panameña (en preparación)?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s